martes, 15 de abril de 2008

ORGANIZACIONES TRANSCOMPLEJAS

Vivimos tiempos de cambios rápidos y adaptación imperativa, las organizaciones se encuentran frente a un escenario donde les corresponde sobrevivir, crecer y ser competitivas. Es por ello que hoy en día es necesario que las organizaciones diseñen estructuras más flexibles al cambio y que este cambio se produzca como consecuencia del aprendizaje de sus miembros. Esto implica generar condiciones para promover equipos de alto desempeño, entendiendo que el aprendizaje en equipo implica generar valor al trabajo y más adaptabilidad al cambio con una amplia visión hacia la innovación. A este punto se considera oportuno hacer referencia a Lanz, (2.001) quien expresa que: “Los nuevos enfoques sobre los procesos organizacionales se sitúan expresamente por encima de la lógica epistémica de las disciplinas. Esta óptica trastoca los fundamentos del viejo modo de pensar de la organización” (pp. 168).
A partir de ello se infiere que el actual aprendizaje organizacional, como expresión postmoderna implica que las personas dentro de las organizaciones y grupos de trabajo deban pensar transdisciplinariamente, es decir, más allá de lo convencional y preestablecido, dirigida a garantizar más que el cumplimiento de las normas de la organización, facilitar esa tan necesaria adecuación a los entornos cada vez más complejos, cambiantes e inciertos por parte de las organizaciones. En este sentido, las capacidades de la sociedad para adaptarse dependen cada vez más del conjunto de habilidades intelectuales, conocimientos y técnicas adquiridas, así como de las capacidades para resolver problemas que tengan sus miembros. Quienes dirigen y conforman las organizaciones también deben lograr que los asuntos se aborden desde un pensamiento complejo; por lo tanto, se puede afirmar que el aprendizaje organizacional bajo la perspectiva de la postmodernidad debe ser dinamizado por ese pensamiento complejo y transdisciplinario.
El reto que se presenta en cuanto al desarrollo de las organizaciones transcomplejas está contextualizado en la necesidad de tener amplitud en el conocimiento, amplitud en el uso de los métodos y de los paradigmas; en la necesidad – por parte de todos los que conforman la organización – de aceptar y recurrir a cualquier creencia y/o disciplina, o grupo de ellas, que permita atender la realidad y adaptarse al entorno que, por demás, es cambiante, complejo e incierto, siendo la postmodernidad el paradigma fundamental que se presenta y desde el cual se puede pensar y hacer las organizaciones del mundo de hoy.
En síntesis, las organizaciones transcomplejas son concebidas bajo el marco de la planificación empresarial planteada con inteligencia, su característica esencial, en este sentido, es la aparición de un nuevo y emergente factor de la producción: el conocimiento, que tiende a desplazar a los clásicos: tierra, capital y trabajo. El principal desafío, como consecuencia de ello, debería ser la productividad del trabajo intelectual y de los servicios, utilizando estos recursos al máximo se garantiza el beneficio para la organización y por ende a sus miembros.

1 comentario:

Luz Anayansi De la Rosa de Carranza dijo...

Estuve buscando una definición adecuada para organizaciones transcomplejas, y ésta sin duda es la más acertada por encerrar la síntesis del contenido en palabras comprensibles. Gracias por su aporte.
Anayansi De la Rosa de Carranza